envía tu poema, foto y breve bio a luxlua@hotmail.com y/o tu narrativa (hasta mil palabras) a este mail: reinalagarta@gmail.com FOTOS EN JPG Y ESCRITOS EN VERSIÓN WORD ¡BIENVENIDO! - Seguinos en Twitter: @blogdepoetas

POETAS INOLVIDABLES en GOOGLE

POETAS INOLVIDABLES en GOOGLE
Sumate a la comunidad haciendo click en la imagen

POESÍA Y PROSA ERÓTICA

MÁS FELIZ por SASA SOSA GIL



Las sombras empiezan a difuminar el color de todo lo que tocan y, en armonía, el ruido se va apaciguando. La alfombra negra del dormitorio le abraza los pies desnudos como invitándola a quedarse y concederse un momento. Sólo a ella.
Se queda parada delante del espejo mientras se mira sin verse, perdida en algún lugar. Toma una calada y disfruta devolviéndole el humo a su reflejo, que está ya tan colocado como ella y no responde a sus pueriles provocaciones.
Su cuerpo es frágil y ella se mira. Mira cómo sus manos toman la decisión de moverse y empiezan a desabrocharle la camisa. Casi etéreos, van surgiendo dos pezones que, al contacto con el aire, despiertan súbitamente y se yerguen, atrevidos y provocadores, sacando pecho. El embrujo del negro le sienta bien...
Se mira en el espejo mientras sus manos le bajan la cremallera del pantalón y siente la irresistible necesidad de apretar y contraer los muslos, porque el universo entero se concentra ahora en ese punto, en una sensación tan intensa que se hermana con el dolor. Se pone de perfil para observar cómo sus manos le bajan los pantalones, muy despacio...y sin dejar jamás de mirarse. Mientras lo hacen y al lento ritmo de un ceremonial, sus piernas se abren levemente y su cuerpo se inclina, mientras ella observa el efecto de su imagen. Su cuerpo pálido destaca ahora con nitidez del oscuro fondo, por eso al ritmo de las sombras aún distingue su imagen en el espejo.
Detrás de ella está la cama. La rodea hasta llegar a la mesilla de noche en la que tiene el equipo de música, donde siempre, siempre, suena Mercan Dede. El primer sonido ya es una invitación, toda una provocación, y ella quiere abandonarse, cederse, perderse, agotarse... La luz roja de la lámpara de noche lo oscurece todo, lo diluye en una sensación de irrealidad que la empuja con impaciencia hasta la cama.
El rojo de su piel la difumina y mimetiza con la colcha, de modo que tiene la extraña sensación de ir desapareciendo poco a poco, a medida que sus manos avanzan ansiosas hasta su sexo. Comienzan a bajarle las bragas muy lentamente y ella disfruta de cada centímetro vencido a la desnudez, ansiando siempre el siguiente avance. ¡Qué hermosa se siente! Este es el momento más estremecedor, ese instante antes de estar completamente desnuda, antes de abandonarse por completo al placer más elemental. Todo su cuerpo siente ahora la suavidad de las sábanas y, al contacto, su piel reacciona de inmediato concentrando todas las sensaciones entre sus piernas, que son ahora las columnas del universo, polvorín del mundo. Se lleva los dedos a la boca y los humedece, todo lo demás es marea, tormenta, acantilados, dunas, torbellinos, ciclones, terremotos, batallas campales, naumaquias, tornados, silencio. Y en la boca, una sonrisa idiota.

Sasa Sosa Gil



TE VIENES por SEROMA



A veces, algo tuyo queda en mí,
adhesiva permanencia de gozos,
oportunidad  de más que perturba.
No hay otras manos en revoloteo
que ahoguen tan larga complacencia,
júbilo de viajes a último momento,
 y todo el gusto de haberte sentido.
Solazando resabios de días juntos,
suavidad de aguamieles candentes,
liberan, indecentes propuestas azules
en la victoria con que tu ausencia
me visita en esa permanencia
que aguardo hasta que te vienes.

SEROMA

MARIPOSAS DE FUEGO por ANA LUISA ARELLANO




Amado mio
 en tu  invisible cielo
 ya está abriendo sus puertas la noche
 y  ya cerró sus ventanas el día.

 Abre las puertas de tus sueños
 y déjame que ahí contigo viva.

Dibuja en mi cuerpo mariposas de fuego,
que ni aun el viento tiene tan suaves alas
como  las alas de tus  ardientes besos.

Que ni aun la tibia brisa tiene
 la cálida elocuencia  con que se  desliza
entre tus brazos  el tiempo.

Camina complaciente hacia la  hoguera
de mis apasionados besos
y  deja que en esta noche de luna llena
a tí me entregue toda entera.


ANA LUISA ARELLANO EXCELENTE



TUYA por ANY CARMONA

Anoche supe que soy tuya.
Me soñé despierta,
enredada a tu cuerpo.
Te recordé  buceando
bajo mis enaguas.
Estabas mojado,
temblando entre mis labios
y yo envolvía tu cintura
con mis alas.

Anoche estuve contigo.
Tú tatuabas mi espalda
con la esponja,
bañabas con espuma
mi voz y mi sonrisa.
Prendías gotas de diamantes
en mis ojos
y yo simplemente,
te amaba.

Anoche me serví una copa
de aquel vino afrutado
y llegué al cielo
mientras te pensaba.
Brindé a tu salud,
mi siempre bien amado.
Y tuve la certeza
que es tuyo,
este perfume embriagador
a cerezas.

ANY CARMONA


IMPETUOSO por ANA LUISA ARELLANO















Me persigues impetuoso
por los largos laberintos de mi lecho
y me haces sucumbir muy lento
a la invisible alquimia del embrujo de los besos
que me aguardan en la hoguera de tu cuerpo.

La locura de tu fuego me alucina
cuando escribes en mi piel cuentos secretos
jugando a ganarlo todo o a perderlo
cada vez que me tocas y me enredas
en el hilo de tu ardiente fantasía.

Y nuestro Amor como una eterea mariposa
va emergiendo de un capullo misterioso
como un pájaro invisible que atraviesa el tiempo
como un rayito de luz y de pasión
que ilumina la neblina de mis sueños.

Yo me siento, cuando me amas, como reina
de tus noches de pirata , de  rey y de  poeta 
el mas fiel de los infieles a quien quiero
y en mitad de tus tormentas,
se que puedo atrapar el viento...Bogar por la vida 
y regresar una vez más hasta tu puerto.


ANA LUISA ARELLANO



MANDATO IMPERFECTO por ANY CARMONA


Cántale a mis dos lunas blancas:
Quiero que solo tú enciendas la luz seca
que aún emanan.

Ponte mis alas de nácar  abiertas en vuelos de paloma:
Te las regalo en un abrazo hondo y largo
como nuestro continente americano.

Dialoguen nuestras lenguas en susurros de brisa tibia:
Bebámosnos uno al otro
en las mañanas.

Dame el aliento de tu volcán nocturno:
Para mezclar nuestro néctar
en un rayo.

Más no olvides besar
mi cintura de aceituna
hasta quemarte con su sal
desgranándose en tu boca.

Obedece cada paso
de este mandato imperfecto
y te llevaré por siempre
en mi memoria.


ANY CARMONA
*Del libro "Impulso-Poemas sensuales a la hora del té"


EL CORAZÓN DE MI UNIVERSO por ANA LUISA ARELLANO

En éste dulce otoño nuevo
Comprendo más que nunca, que tu ardiente amor
es la única llave, que abre  el corazón de mi universo...
Y que para mi ya todo en ésta vida es sólo...

Atreverme a temblar como una sombra sin aliento
entre las dulces llamas de tus cálidos deseos
y su constante renacer de mariposas y de besos
en mi vientre  y en mi enloquecido pecho

Saborear a cada instante los detalles de tu cuerpo
y disfrutar cada momento de esa sangre tan caliente
que tus ardientes besos de tórrida pasión y fiebre
derraman muy dentro de mi  mente y de mi cuerpo

Dejar que alegre me sofoques los sentidos
y que vistas con tus besos, mi cuerpo de ti tan desnudo
cuando con el pulso de tu ser me arrulles
y tus latidos tengan en mi piel, un  ardoroso ritmo nuevo .

Entender por tu pasión razones sin sentido
gozar tu música vibrandome en el alma y en el cuerpo
saber que desde las sensuales fronteras de mi caos
tu corazón late por mi amor acelerado como el mio…

ANA LUISA ARELLANO


MI SED TUYA por ANDRÉS GRENOUILLE


Que dónde están tus mordiscos pregunta mi carne, entre más prontos están, ella más los reclama. Yo soy ansía que sólo tu voracidad embelesa.
Que cuándo será el grito libertario que se pare en tus míos orgasmos, preguntan todos mis pelos erizados en la espera de tu recio amor.
Que venga ya exige mi plexo impetuoso al tuyo, de grácil fiereza. Que venga ya, que se quema y sólo espera su ardor pendenciero para soldarse en un solo sol.
Que te apiades, que seas un buen dios reclama mi boca, y vengas y te derrames todo, todo vos, y le calmes esa sed eterna, esa sed devota.
Ven ya príncipe, Ven a mí, no demores, ven y arrójame a tu alegría, ven y satisfácete con mi hambre, ven a darme cuota de esta deuda que nunca cubrirás.
No alcanzará el tiempo para morir por última vez, pero ven y mátame cuantas veces puedas. Ven y ámame con belleza eterna. Ven y cómeme entero, una y otra vez.
Ámame como lo haces, mi perfecto. Ven y ámame como sólo los dioses pueden hacerlo. Por los siglos de los siglos. Amén.

ANDRÉS GRENOUILLE



EL PLACER Y EL TIEMPO por ANA LUISA ARELLANO
  

El amor y el tiempo
no tienen rumbo ni medida
y sin embargo caben juntos
en el baúl de mis ensueños.

 Donde se enredan
envueltos por candentes mitos,
mientras me ciñe en el lecho
la tibia sombra de tu piel desnuda.

Y entre suaves besos y caricias,
sonriente y sonrojada
me despojo de los velos de mis dudas
y me enredo entre tu suave nube de caricias.

Echando a volar los deseos
que habitan entre mis labios y mis muslos
y que me hacen ir cada vez más lejos
a perderme entre los ritos del placer y del deseo .

Y en la lentitud de la espera,
siempre buscando el abrazo y el beso,
siempre deseando el roce de las lenguas
y el de nuestros desnudos cuerpos...

Somos el placer y el tiempo,
somos el fin y el principio
que parecen separarse eternamente
y al final siempre terminan juntos.


ANA LUISA ARELLANO


*SOY por ANY CARMONA

un ignoto paisaje
colmado de besos
¡Recórreme!

una tenue luz
asomando a tu alborada.
¡Enciéndeme!

un poema nuevo
susurrado en tu oído.
¡Escúchame!

original mensaje
que habita tus noches.
¡Percíbeme!

un aire fresco
que renueva tu alcoba.
¡Respírame!

el renacimiento
de tu pasión dormida.
¡Encuéntrame!

olas vírgenes
lamiendo tus costas
¡Mójame!

la joven lujuria
que olvidó tu cuerpo.
¡Motívame!
¡Bésame!
¡Poséeme!


ANY CARMONA
*Del libro "Impulso, poemas sensuales a la hora del té"


EL MAPA DE TU CUERPO por ANY CARMONA


Es tu cuello el cauce de un río manso.
Desde allí se dirigen mis besos
hacia las onduladas laderas de tu espalda.
Surcada de soles,
es el valle donde anidan
mis manos en tu búsqueda.
Es el juguete de mis dedos
en celoso viaje de reconocimiento.

Son tus nalgas de espuma blanca,
las causantes de mi sofoco.
Como sierras erectas en perfecta dupla
se erigen cual signos de lujuria.
Turgentes,
provocadoras,
de cada una de mis pasiones.

Y tu vientre ¡ah, tu vientre!
tan colmado de rocíos,
es la llanura por la que cabalgo
mientras la brisa mece
sus dorados trigales.
Mientras un rayo atraviesa
mi ombligo
y me induce al estornudo
con suspiros.

Más en el medio de mi paso
encuentro tu ombligo
y más allá tus pezones.
Son caracoles de nácar rosados
estampados de aguas vivas
sobre la playa de amores
que nos cobija.
De amores que nos aguardan.

Pero es tu pecho continente
el que aún me falta.
Tu corazón de látigos morados,
el que no tengo.
Y es allí donde mi aliento
detiene su vuelo.
Para anhelar que un día
como peces hambrientos,
desmayen a la par
de mi sonrojado seno.


ANY CARMONA



SECRETOS DE ALCOBA por ANA LUISA ARELLANO

Aquí me encuentro
sobre las alas de un poema.

Como una mariposa de viento en el viento
pasando lista a todas nuestras caricias
y a todos nuestro besos.

Saboreando tus huellas digitales en mi lecho
besando el oro de tu piel de arena y playa
robándome los secretos de tu cama.

Aquí me tienes...Aprendiendo tus caricias de memoria
encontrando mi eternidad en un momento
contigo a solas..

Con tus besos provocando
caprichosos sueños que me electrizan de gozo,
si tu piel apasionada conversa con mi cuerpo.

Aquí me encuentro
hablando de placeres sin reposo
derritiéndote con besos la pijama.

Cuando tocas los resortes adecuados
haciendo a mi corazón galopar desbocado.

Aquí me tienes
nuestras bocas poco a poco mordisqueando las distancias,
dando rienda suelta al impulso de amarse.

Aquí me encuentro
con tus besos que deslizas transparentes
sembrando mil inquietudes en mi cuerpo.

Nuestras llamas se van quemando mutuamente
mientras dices insinuante...
Ven y devoremos juntos la manzana del jardín de los deseos.


ANA LUISA ARELLANO


TAN MÍO por ANY CARMONA

Te he reconocido otra vez entre los hombres
Eras aquél que me tejió estrellas en el pelo
Y tatuó el alba en mi oído susurrando almíbares
Jadeando para llegar a mi frontera
Esperando mis ascensiones a la luna.

Te he acogido de nuevo en el silencio de mi hondura
Y viniste a mí, hombre sin tiempo
Porque soy tu otra mitad en el espejo
Has regresado a mi historial errante.

Tus manos recorrieron por enésima vez
Mis cavidades sembradas de tus sales
De tus moluscos tenues y tus sutiles gotas
De tus dorados cordones de mar y algas

Entre las sábanas furtivas,
yo te he reconocido mío,
tan mío como mi propia alma.

ANY CARMONA

SOSIEGO por SEROMA

Como un ave de paso
te gano en ansia loca,
vagabundeando lento
en la isla de tu infierno.
Humedeciendo de sabor,
con boca y manos sabias,
los bordes de la hondura,
que, indócil, se revoluciona
en tormentas afectuosas
atrapando con nectarina
cadencia de suave cristal.
Y allí quedo, sin despertar,
perpetuo preso de esa flor
en la que anido en sosiego.

SEROMA


DESNUDO TU CUERPO DE MENTIRAS por AZPEITIA

(Es el desnudo de una mujer contemplado con los ojos del amor)

Desnudo tu cuerpo de mentiras,
 de huecas vestimentas
de embelecos,
diseño elemental de la belleza
erguido en la vorágine del mundo,
arrostra la bravura... el oleaje
que empuja las tormentas del deseo,
 que apaga las malicias de la envidia
 revuelta en la ceniza de su fuego
 que lo hacen más hermoso exuberante,
relieve en claro oscuro de una danza
 que en un trémulo vibrar
de hermoso trazo
dibuja notas
 sin sonido alguno…

Tus firmes senos son un canto amable
 sinfonía acabada que va al cielo
 oteros que dan vida a los que nacen.
Eterno desconsuelo en la esperanza
del que mira en disimulo de soslayo,
queriendo adivinar lo que no existe.
Hurgando en el azar la suerte ciega
de un gesto que apacigüe su impaciente
deseo de gozarlos como un lerdo

Un páramo de paz suena en tu vientre
llanura de esperanza de otras vidas…
el centro planetario de lo humano.

En el blanco satén de tus costuras
 fulgura tu perfil casi perfecto,
armonía, diapasón, conjuro, hechizo,
de lo que es claro rotundo
más que evidente….

Geométrico desdén el de la ciencia
que olvida de las formas
 la más clara…
el vértice brutal que esconde sueños,
la magia oscura que de la luz se oculta.
Un tigre que dormido en su pereza
devora sin piedad todas las fuerzas
 y al contrario que le asedia y pone cerco,
le arría sus banderas… las deja blandas.
De un mástil tan soberbio, un triste trapo…

Trinchera inalcanzable de los necios,
Generales son de pega en el asedio
quienes buscan la victoria sin la llave
del amor que nunca miente …entre las manos.

La  fuente de la vida está en lo hondo.
Corola de prudencia son sus labios
 en la íntima humedad que fertiliza
 el milagro que no entienden
los más doctos.

Praxíteles posó su eximia mano
 en el arco caudal de aquella estatua
que revive hoy en tu cuerpo lo sublime…
 sin mármoles azules o rosados…

Un Eros del amor
de carne y hueso…

AZPEITIA



ES EL DESIGNIO DE DIOS por ANDRÉS GRENOUILLE



Ya nadie sabe hablar con las manos, ya nadie sabe de magia, ya nadie revive los muertos y los sienta a tomar el té, como lo hacían en el medioevo los más altaneros alquimistas de las noblezas de aquellos tiempos que no temían a dios, ni al diablo. Ya los poetas no saben llorar una alegría, ya no saben sobre mutilar dioses, ni besar ángeles, ni revivir Jehováses y sentarlos a tomar el té, o a regurgitar sus divinidades, o a fumar bazuco hasta que el alcaloide y la impotencia les den razón de sus fútiles ausencias. Ya nadie sabe blasfemar como lo hacían antes, con soltura y fiereza. Ya nadie sabe sobre la belleza de un agravio. Ya nadie sabe escupir al firmamento y dejar el gargajo elevado, flotando, suspendido eternamente sobre los cielos de dios, por los siglos de los siglos. Y algunos tristes baratos creen en sus ridículas miserias saber hacerlo, y se entregan a la fiesta de esputo a saltos atolondrados, y se embarran de flema la frente, el cabello, el pecho, los ojos, e incluso el ardor de sus soles, e hieden a mierda de dios moribundo día y noche, mintiéndose a sí mismos y arrastrando su costal para todos lados. Pobres pendejos.
Y es que aquestos idiotas suelen burlarse de mis alas, alas que el fuego parió, el mismo fuego que parió a Lucifer, amor mío, el mismo que te incinera el deseo incompleta y deliciosamente cuando somos tan hombres y nos amamos a gemidos recios y coitos bravos, y danzamos blasfemos con nuestras divinas virilidades hasta el orgasmo único y sagrado... aquellos deliciosos momentos en cuya ambrosía dios se regocija y muere entre fatales alaridos inundado de placer. Ya nadie sabe enrojecer las mejillas de un hombre desde su propia hombría. Ya nadie sabe de poesía. Ya nadie sabe amar un hombre y revolcar con los gemidos conquistados las nubes de los cielos eternos como la leche del chocolate espeso. Ya nadie sabe comer un culo como te lo como yo, amor mío, sin dejar de ser ese hombre hermoso y atrevido, el hombre perfecto al que dios nuestro padre muerto y revivido le entregó el puñal para encargarle de matar a sus horribles hijos. Ya nadie sabe matar a dios como tú lo sabes, mi príncipe; así, sin advertirlo siquiera, sin pecado, con delicia, con toda la inocencia y magia que él mismo te imprimió aquel día apocalíptico en el que tu madre te dio a luz para mí. Sólo por eso tendré que desposarte, mi mago bello. Porque alquimistas perfectos como tú, para asesinos exquisitos como yo, dios ha olvidado ya cómo fabricar y no cometeré la apostasía de perderte. Yo soy tu hombre porque dios así lo ha querido.



Andrés Grenouille, 
Tu hombre.


AMANTE por ANY CARMONA

Se acerca
desliza su respiración en mis contornos
su dedo índice hasta el diamante de mi coxis
su oración sobre el filo de mi ceja.


Sube
estira el arco de mi espalda hacia la cima
siembra soles que exploran hondonadas
amasando suspiros con mis ansias.


Viene
se aleja
y vuelve a subir
con cincel de retoques piel abajo
siega gritos ahogados en la almohada.


Juega
ensortija mis cabellos traidores
mientras sueño atardeceres en las dunas
y serenatas de pasiones otoñales.


Araña
muerde
me ofrece en sacrificio
consagra mi muerte cada noche
me revive temprano en la mañana.



ANY CARMONA 







CANCIÓN A MABETXU por FERNANDO TORRES VICO


Sólo algunas palabras
vuelan por mis versos
otras en cambio huyen
a besar tu piel.

Tu cadera paradigma
de la expresión.

Vienen a mí las palabras,
a veces como una inquietud,

a veces como un dolor,
a veces como grisácea oquedad.

Pero casi siempre
prefieren navegar
por el océano desnudo
de tu cuerpo.

Verbo perenne
de la belleza.
Latido de mi tierra.


FERNANDO TORRES VICO



INSTANTE por ANY CARMONA


No se en qué momento tendiste un puente
entre mis piernas de mariposa
y tu cintura de peñasco.

Cuándo conquistaste palmo a palmo
el éxtasis de mis células agotadas,
trayendo el sabor del mar
a mi orilla yerma de caracoles.

En qué hora posaste tus dedos de mago
sobre mi piel desnuda,
entregándome despojos vibrantes
de tu anatomía.

En qué instante clavaste flores pétreas
en mi secreto de mujer
desesperada por tus brazos,
y supiste que mi vientre
crepitaba en brasas
por tenerte próximo a mi lecho.

No se, amor, cuándo adivinaste
que moría en vida
si no me poseías.

ANY CARMONA


 CARTA DE AMOR por ALBA PARRAS


Apareciste en mi vida como aparece el alba de la mañana tras una tormenta, una llegada esperada y ansiada. Trajiste luz y esperanza donde antes había oscuridad y lágrimas. Poco a poco fuiste entrando en lo más profundo de mi ser, hasta que un día lograste conquistar mi corazón con un beso de amor.
Esa piel tan tersa y aterciopelada es el fruto de mis más escandalosos delirios. Tus manos surcan cada esquina de mi desnudo cuerpo en las madrugadas, mientras mis labios no saben más que decir te quiero por cada beso que me robas bajo las sábanas.
Tu voz, tan delicada y armónica sabe como captar mi atención en cada instante, mientras que tus ojos expresivos me incitan a cometer el mayor de los pecados contigo.
Cada mañana al verte siento que algo en mí se mueve, cada vez que pasas a mi vera, con esa dulzura en la cara y esa mueca de placer haces que caiga como un perro faldero a tus pies. No sé si es amor, o simplemente pasión, pero realmente tengo que decirte que eres el culmen de la perfección, la musa que cualquier artista quisiera tener en su diván tumbada desnuda, dejando entrever sus más oscuras pasiones.
Por más que te sigo, no logró tenerte, por muchas noches que te tenga entre mis piernas no consigo retenerte, te me escapas como agua de mayo, como un rayo de sol que se cuela por la ventana, así eres tú , vienes a destiempo, lo embriagas todo de tu perfume y te vas justo cuando estaba empezando a enamorarme.
Aún así no has podido evitar tentar al diablo, aunque tus años se noten en esa mirada cansada, no puedes evadir mi piel  joven e inexperta de la juventud. Mis sonrisas de la mañana con el desayuno en la cama, mis locuras desenfrenadas en cualquier rincón de la gran ciudad, mi dorado cabello que acompaña a tus manos cuando te decides a sentirme tuya, no puedes evitar tenerme entre tus brazos cada noche.
Por eso desde que ya no te tengo, solo me queda el recuerdo esbozado en un papel de aquellas grandes fiestas a las que me solías tener acostumbrada, aquellas noches sin día donde lo único que conocía era tu cuerpo, aquel último beso que me diste en el umbral de mi casa, pintándome tus preciosos labios rojos en mi mejilla a la vez que  me susurrabas al oído que te estabas enamorando de mí.
Fue así como recuerdo tu despida, tan extraña e intensa como tu paso por mi vida.
Siempre tuya.

ALBA PARRAS


SENOS DE LUNA por ANY CARMONA

Cuando te vayas rumbo al norte
me vestiré de luna sin su permiso.
Prenderé en mi solapa
chispas de estrellas
y dejaré marcados a mi paso,
miles de itinerarios posibles
hacia mis aposentos.

Cuando tú partas raudo
hacia el destino inesperado
de tus inclaudicables
anhelos,
me peinaré de cielo
con brillantina
y pintaré en mis pezones,
largos rayos nocturnos
hasta tu sendero.

No habrá entre nosotros
ningún camino
franqueado por ningún astro.
Solo un tobogán
en el espacio
negro y profundo
que te traerá en un simple desliz,
a mis senos de luna.


ANY CARMONA


AMBROSÍA por ANDRÉS GRENOUILLE


Muerdo tu placer,
Como tu falo erecto,
Bebo tus gemidos,
Araño tu espalda
Y reclamo el oro de tu piel.

Entro en tu calor
Y me mezo.
Rápido, lento.
Y los cuerpos chocan
Melódicos, convulsos,
Ardientes, etéreos.

Siento los espasmos
Que arquean tu espalda,
Te sostengo del torso
Y quisiera morir en el coito.
Y yo enloquezco, enloquezco.

Me doy a vos, me doy todo
Ya me pedís y me doy
Desaparezco en vos
Desaparezco…
Y me pedís más.
Y más me doy, todo y más.

Gemidos, gemidos…
Temblores estremecidos.
Me empujo, te halo… y tirito
Ah… cosa magna,
Placer asesino,
Gigante y cautivo
                                            Entre tu cuerpo y el mío.


ANDRÉS GRENOUILLE




SED por ANY CARMONA



Como una enredadera silvestre,
desde tus pies de océano
hasta tu pecho continente,
voy dejando con mis labios,
sellos de violetas sobre ti.

Sedienta de tu savia turgente,
del néctar de tus frutos maduros,
como una fiera embravecida,
te someto.

Esparzo caricias,
cual banderas de triunfo,
sobre los campos deshabitados de tu cuerpo
y cada centímetro es mi bastión anhelado,
en esta contienda sobre las sábanas.

Y me dejas que gane la batalla,
que construya para nosotros,
un fuerte de besos  azucarados,
que queme con mi saliva tus naves
y no te deje partir.

Perdida de amor,
saciada de tu entrega.
¡Cómo no morir después,
de haber triunfado!

ANY CARMONA


* Del libro Treinta poemas de amor y desamor
y un autorretrato






CON LOCURA SOÑANDO por MANUEL PÉREZ FITO

A través de las ventana de tus ojos
Despiertas el deseo en mi corazón.
Apreciando en mi cuerpo gran desazón
Observo en tus mejillas suaves sonrojos.
Nos amamos tiernamente sin enojos
Saboreando ese placer sin pudor,
Y sumergiéndonos en el mar del sudor
Sentimos al tiempo los mismos antojos.
Llegamos al cansancio los dos a la par,
Y anhelando el próximo amanecer
Empezaremos de nuevo al despertar.
Tomaremos un descanso al atardecer
Queriendo en la noche volver a empezar
Y yo al despertar quise a mi sueño volver.

(Madrugada del 31 de marzo de 2012)


MANUEL PÉREZ FITO




GRISEL por DEB STOFEN




                       Entre tu mano y la mía 
                            hay una distancia 
                      que nos otorga el tiempo 
                              preciso y exacto 
        
                                
                                 Tus dedos 
                   son más largos que los míos
                          para alcanzarlos 
                                debo hacer 
                             una búsqueda 
                         y  a veces me hundo


                                    Llegan
                          sin ir hasta el  lugar 
                         tomados de un pincel 
                         que traza mi espalda 
                                       o  
                                del  espejo 
                       mosrándome tu perfil
                              invitándome


                                Se abren
                           para  dar lugar
                           y nos apilemos
                    antes del primer acorde.

          
                             Tus dedos 
                       y  a veces me hundo 
                  en el silencio de un tango
                           que sólo suena 
                        dentro de tu pecho 
                                 y el mío. 
  

                Entre tu cuerpo y mi cuerpo  
                       ahora una distancia 
                          precisa y exacta
                        nos otorga el  tiempo.
       

                                                   
                           DEB STOFEN



BAÑADA EN TÍ por ANY CARMONA*



Piel de durazno,
en el cuenco de mi beso,
late tu hombría.
Me ofrendas,
turgente,
tu agua sexual.


Recorres cual pabilo
el surco de mi escote
para ungirme de lujuria,
bendito mal.


Bebo la humedad salada
de tu lágrima,
postrándome a tu aliento,
mi dulce dueño.


Porque invade mi alma
un  arcano ancestral.
 Y no hay placer
más sublime
que el de sentir tu éxtasis
atravesándome.


 Bañada en ti, toda,
invoco a los dioses
del perdón.


ANY CARMONA
Del libro Impulso 
(poemas sensuales a la hora del té)



SÁBANAS ROBADAS por SUSANA FALCÓN


Ella era esa mujer de amores a la antigua, amores gozados desde la pertenencia forjada a través de los detalles plenos. Aún podía sentirlo aunque no estuviera, y hasta cuando inventaba palabras para poder definirlo, entonces, se sosegaba y dejaba que él golpeara de nuevo en su memoria.

Desde la miraba maliciosa, su piel se regocijaba conjugando placeres anticipados, impúdicos en la humedad que lamía los cuerpos en los matices que lo empañaban. Sábanas robando los contornos, mentes sin pudores, libres hacia la caída de su desnudez, el orgasmo paladeando el ser profundo de aquella insaciéz.
Se quedaba en la oscuridad, permitiendo que sus manos la encontraran, gimiendo y aunando la ternura que le daba en la muerte renacida.
Intuía que en su libertad, se convertía en caminos buscando sus espacios, ella solo se acompasaba a sus andares lejanos, mansa brisa en la caricia...
A ese hombre solitario en disimuladas fortalezas...ella lo adivinaba en su escondido miedo, en su dolor... solo ella...
Buscaba su hombría, provocando la agonía irreverente en la erupción de su ser animal...
Cuando las márgenes de sus cuerpos se alineaban, era su alma profunda desde el amor acallando la premura.
La magnificencia llegaba sin que nada turbara ese sosiego, solo un sutil regodeo en el movimiento de sus piernas provocaba el resurgir del olor emanado de su sexo, olor inexpresado, elevándose sinuoso recreando abastecidas ansias.

Ella era éxtasis y desmesura de mujer poseída... Él saciedad de hombre agasajado...


SUSANA FALCÓN


ELLA LA "O" por SUSANA FALCÓN (Prosa poética erótica)


La llaman obsesión, con O mayúscula, con o minúscula, a veces la nombran, otras la susurran y hay quienes ni siquiera se atreven a decirla.
Ella no la esconde… está amalgamada a sus instintos, crece junto a la imaginación, dramática, se revela hasta el final.
Es su demonio agazapado, demonio de placeres insatisfechos y perversos. Nunca la nombra, solo la bautiza según lo que su cuerpo le exige. A veces desesperadas inocencias entre goces vulgares de groseros apetitos, o lujurias abnegadas escapando a borbotones sin control.
Está encadenada a su necesidad primaria, a sus ojeras derrumbadas de deseos, sumergida en tentaciones que se embellecen en el contraste con la sublevación de su alma.
En el terciopelo conjugado de sus noches, se acomoda entre medias de seda acariciando los muslos temblorosos, ensamblando la exitación acompasada a la sutileza de los tacones altos, creando el juego peligroso en la sensualidad de la estampa.
Es su mar… zambulléndose atrapada en la seducción de sus pasiones, sirena aspirando sus entrañas de moluscos y arenas ardientes entre horizontes orgásmicos…
Salobres sabores, olores recreando innombrables impulsos de los cuerpos explorados…
En sus necesidades intensas y junto a sus vacíos quebradizos, se engalana con ropajes íntimos, para sentir que la creación de ese mundo, la cerca, en espacios construidos desde su centro, abriéndose reveladora a lo prohibido, lo secreto.
Sin eso solo es una existencia muerta, animal, insoportable, existe para nutrirse en ella… en su obsesión sin nombre…

SUSANA FALCÓN




CÓMETE MIS LABIOS por ANDRÉS GRENOUILLE

















Laberinto de mi sexo,
Delirio entre mis párpados,
Manjar de mi lengua,
Lengua de mi manjar.

Fin de mi acto,
Color de mis silencios,
Tierra de mis besos,
Cárcel de mi fuerza.

Locura obstinada,
Certeza desquiciada,
Vicio religioso,
Principio mío.

Mar de mis delfines,
Ángel de mis demonios,
Huracán de caótico amor,
¡Cómete mis labios otra vez!


ANDRÉS B. GRENOUILLE



MIRADA DE MAR por ANY CARMONA


Despertaste con mirada de mar esta mañana.
Tu mano desenvolvía colchas somnolientas
buscando mi cuerpo de nácar y rosas.
Yo te miraba entre dormida y encantada
con cánticos de olas lejanas
acunándome  los ojos.
Con ojeras laxas me acerqué a tu  cabecera
y te pedí un beso de hierba mora.
Encontraste mis piernas y me besaste de a poco,
desde los pies hasta el cuenco de miel,
ofrenda deseada.
Casi sin quererlo  mi amor llegó en suaves oleadas,
junto con el agua que lamía las playas.
Y te amé con el alma, el cuerpo, las alas.
Fue mía tu mirada de mar, esta mañana.

ANY CARMONA



SEXO EN FLOR por VERÓNICA BOGADO



Tengo antojo de un refriego entre tus pétalos de piel,
bajo el cobertor candente de tus ojos color ámbar por soles.
Ansío el roce del canto de los labios con el polen
y que nuestras lenguas salivosas produzcan miel.
Toquemos la arena donde las semillas se siembran,
forrando a su vez de agua los volcanes siameses,
para entre gemidos estallar en lava incandescente.

VERÓNICA BOGADO

39 comentarios:

Ana Carmona dijo...

BIEN, vERO, CADA VEZ MEJOR...TE FELICITO...SÍNTESIS, SENSUALIDAD Y FRESCURA EN ESTE POEMA...BESOS...ANY

Ana Carmona dijo...

Andrés: este poema tuyo siempre me gustó. Tiene fuerza juvenil, sensualidad, virilidad. Felicitaciones amigo. Tu pluma crece y crece tal como yo lo había imaginado...Besos...Any

Ana Carmona dijo...

Susana: este relato es una prosa erótica sin igual. Te felicito amiga por dejar volar tu pluma y decir en palabras de mujer tanta belleza que muchas veces se calla...Besos...Any

Verónica Domínguez Bogado dijo...

Any: hermoso poema, muy sensual. Ese sí que es un buen despertar.

Andrés: tu poema me inspira ansias y pasión. Como si al escribirlo tuvieras un ahogo.

Susana: me ha sorprendido tu forma de describir a "ella". Fabuloso, me encanta.

Anónimo dijo...

Gracias Any, y gracias por las bellas devoluciones sobre lo que escribo...ha sido un doloroso comienzo de año ya que el 4 de enero murió mi madre, y me alejé de todo... de escribir y de leer...el tiempo irá atemperando la pena y como siempre las palabras serán mi eterno desahogo..
Un beso
Su

Ana Carmona dijo...

Su: lamento mucho tu pérdida...que el escribir sea el bálsamo que todo lo suavice...Besos...Any

Verónica Domínguez Bogado dijo...

Susana, parece que como protagonista acaricies esas sábanas mientras escribes con la otra mano. Esos puntos suspensivos me gustan.

Anónimo dijo...

¡Guau, Any, cuánto erotismo! Decir en forma poética lo que ninguna dice, me parece excelso. Recuerdo que Alfonsina decía, en su tiempo, lo que las otras no se atrevían… Te felicito. ¡Cuánto de único tienen tus letras! Dejan fuertes huellas… Enrique Gilbert

BLOGBOITEUX dijo...

Any y Verónica, las imágenes que plantaron con sus palabras tienen esa dimensión tan femenina de ver el mundo y materializados en un poema. Es el espacio, el manejo del tiempo, la fuerza de la ternura, la belleza de las formas que los vuelven eróticos e intensos. Felicitaciones, un placer leerlas.

Ana Carmona dijo...

Querida Deb: sugestión y sensualidad en este poema que hace pensar en un baile donde el deseo y el dejarse llevar sin traspasar el umbral, son el modelo perfecto del placer...Muy bueno!...Besos...Any

Ana Carmona dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ana Carmona dijo...

Sí que estabas inspirado esta madrugada, Manuel...Este poema es un virtual ejemplo de tu maestría como sonetista, te felicito...Any

Anónimo dijo...

bellos suenos y mejor poema, Manuel. Tus letras tienen, en su simpleza algo de "naif" y algo de drama, me encantan...Any

Anónimo dijo...

bellos suenos y mejor poema, Manuel. Tus letras tienen, en su simpleza algo de "naif" y algo de drama, me encantan...Any

Anónimo dijo...

Querida amiga poeta: Como siempre, tu pluma nos lleva a un mundo sublime de amor pasional. Logras en este poema llevar al lector por la senda del amor pocesivo que solo una mujer amante puede sentir...Y esa muerte final!...Bello a ultranzas, amiga...Tu admirador...Enrique Gilvert

Ana Carmona dijo...

Gracias Enrique, espero que en tu pais leas mis humildes letras a otras personas sensibles y romanticas como nosotros...No quedan muchos, carino...Besos...Any

Ana Carmona dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ana Carmona dijo...

Andrés: felicito y apoyo tu valentía por gritar y poner al aire tu gran verdad...Este poema de sexo explícito así lo marca...Y junto con ello la magnitud de tus letras de poeta sin concesiones a la belleza y la sangre al rojo vivo... Bien por tí!...Besos...Any

azpeitia dijo...

Pasión, sensualidad a tope que saca a la luz la relación íntima de pareja, que desborda la copa y se derrama por todas partes...mi enhorabuena a todos los que he leído...un abrazo Ana desde azpeitia

Andrés Bastardo Grenouille dijo...

¿Si no se ama con los dientes, entones cómo?

El pecho debe estar desnudo para poder gritar desde el plexo solar... O dime si no, amiga poeta mía.

Gracias por tus halagos que me inflan el orgullo a más no poder y creo que es obvio.

Ana Carmona dijo...

Alba: la carta de amor es un género de prosa poética que no debería perderse, creo que deberíamos enviarla por correo postal y perfume como corresponde a toda carta de amor romántico...Te felicito, excelente prosa poética y con el erotismo propio de una relación pasional...Me encantó...Besos...Any

Maricruz Díaz Llerena dijo...

Todos en cada estilo nos dejan un enorme ramillete de sensuales y eróticos ritmos, que el alma seducida simplemente danza...

Aplaudo de pie

Maricruz

Emmanuelle Brío dijo...

Sobre Amante de Any: En el verso "siega gritos ahogados en la almohada", me gusta mucho la imagen de segar gritos como trigo, es auténtica. En la última estrofa me gusta "Araña/
muerde/ me ofrece en sacrificio/ consagra mi muerte cada noche/ me revive temprano en la mañana", el ritmo es natural y tiene una fuerza notoria ;)

Ana Carmona dijo...

Gracias Emmanuelle, estos comentarios son los que nos dan ánimo para seguir creando y máxime cuando vienen de un autor tan calificado como tú...Besos de miel...Any

Andrés Bastardo Grenouille dijo...

'Y allí quedo, sin despertar,
perpetuo preso de esa flor
en la que anido en sosiego.'

Delicioso...

Ana Carmona dijo...

Ana Luisa: perfecto mapa de la geografía de dos amantes en celo, de la mujer que ama y siente y recibe el amor tal como ella necesita...Me encantó...Any

Ana Carmona dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ana Carmona dijo...

Azpeitia: erudita forma poética, muy española,tu decir del cuerpo de la amada y del amor carnal...Maestría y enseñanza para mi loca pluma...Te felicito...Any

Anónimo dijo...

Any, please, amiga!!! siempre me dejás sin habla, simplemente maravilloso...Tu admirador de siempre...Enrique

Diego Galliano dijo...

muy buenos todos,, me encantaron.

Anónimo dijo...

Excelentes textos, me ha encantado su delicado erotismo, en breves instantáneas muy logradas.
Un saludo desde Santiago de Chile.
Raúl Franquesa
http://prosarium.blogspot.com/

Nickky sevilla dijo...

Excelentes ! :)

Estefany nieto dijo...

En estos dias cree 1 poema de este mismo tema ya lo perfeccione pero no se si publicarlo, es primera vez que creo uno de este tema mis otros poema hablan de amor, motivacion y libertad.sus poemas son inspiradores para podrer crear otro poema erotico. Gracias.

Héctor Miguel Lozano O. dijo...

Sin palabras, las palabras son de ustedes. Excelentes poemas. HéctorMiguel- Bogotá-Colombia

Anónimo dijo...

Hola. Estoy buscando un libro de poesía erótica para una amiga. edad 30 años. Y me gustaría saber si me pudieran recomendar alguno.
saludos
yo
pueden ecribirme a :
zugni_inguz@yahoo.es

Graciela Ortega dijo...

Más feliz de Sasa Sosa Gil, me encantó, muy muy intenso.
Por curiosidad, qué signo zodiacal eres?

Julian Castro dijo...

El mes de amor y amistad es tan importante para muchas personas ya que es una epoca de armonia, acompañamineto y detalles,esta fecha se celebra dando
Tardes Especiales compartiendo en familia o en pareja.

Anónimo dijo...

Hola
Me encantó la poesía con erotismo y sensualidad
saludos desde Perú

Miriam Lopez dijo...

Estoy impactada por tanto talento expresado en candentes letras....que inspiración... Felicitaciones.